El Equipo de Gobierno Municipal acaba con el despilfarro en seis meses

334

Una vez cerrada la Liquidación del Ejercicio Presupuestario de 2011, se puede comprobar los efectos de las medidas de ahorro aplicadas por el Equipo de Gobierno Municipal.

 

Han bastado seis meses de rigor presupuestario (desde julio a diciembre de 2011, el periodo de responsabilidad del nuevo Equipo de Gobierno Municipal de la PIM), para acabar con el despilfarro del anterior gobierno del PP y los tránsfugas.

 

Los datos de la Liquidación de 2011:

Derechos reconocidos netos:                                9.591.309,06 €

Obligaciones reconocidas netas:                          10.073.937,42 €

Resultado presupuestario                                      -482.666,36 €

Resultado presupuestario ajustado (déficit)        -322.486,08 €

 

Los datos de la Liquidación de 2010:

Derechos reconocidos netos:                               9.889.095,01 €

Obligaciones reconocidas netas:                         11.550.102,83 €

Resultado presupuestario                                      -1.661.007,82 €

Resultado presupuestario ajustado (déficit)        -1.824.860,99 €

 

El resultado es meridianamente claro y contundente.

 

La Liquidacióndel ejercicio de 2010 (con el gobierno del PP y los tránsfugas) arrojó un déficit de -1.824.860,99 €. La Liquidación del ejercicio de 2011 (los últimos seis meses con el Gobierno de la PIM), ha arrojado un déficit de -322.486,08 €. Han bastado seis meses para que las medidas acordadas por el Equipo de Gobierno reduzcan el déficit en 1.502.374,90 €

 

Ahorro neto

Las medidas aplicadas han tenido otra consecuencia más importante que la reducción del déficit presupuestario del ejercicio, ha sido el ahorro neto. El ahorro neto es la cifra resultante entre los Ingresos Corrientes y los Gastos Corrientes y define la capacidad del  Ayuntamiento para afrontar sus gastos ordinarios (servicios públicos obligatorios, gastos de luz, agua, nóminas…)

 

La consecuencia de mantener un ahorro neto negativo durante años lleva al colapso del Ayuntamiento (como ha sucedido en Villalbilla y estamos tratando de evitar). Mantener el ahorro neto positivo durante suficiente tiempo permite corregir el resultado presupuestario y afrontar el pago de la deuda acumulada (que después del Plan de Pago a Proveedores ahora la tenemos con los bancos).

 

En el presupuesto de 2010 (con el gobierno del PP y los tránsfugas) arrojó un ahorro neto negativo de -1.214.290,96 € (en realidad ha sido un des ahorro). En el presupuesto de 2011 (los últimos seis meses con el Gobierno de la PIM) arrojó un ahorro neto también negativo de -139.503,03 €. Han bastado seis meses para que las medidas acordadas por el Equipo de Gobierno reduzcan el ahorro neto negativo en 1.074.787,90 €

 

Es decir, han bastado seis meses para reducir el déficit presupuestario en más de 1.500.000 € y para ahorrar en gastos corrientes más de 1.000.000 €.

 

Si esta política de rigor presupuestario, de control del gasto, de ahorro, de aplicación de política fiscal coherente, se hubiese aplicado en los cuatro años del gobierno del PP y los tránsfugas, hoy el Ayuntamiento de Villalbilla no tendría la desproporcionada deuda de 11.130.000 €.

 

No obstante queda mucho camino por recorrer, puesto que el ahorro neto aun sigue siendo negativo (-139.303,03 €) y el déficit acumulado enorme (-5.023.473,51 €). La deuda condicionará la actividad del Ayuntamiento durante una década, la que corresponde al cumplimiento del Plan de Ajuste aprobado por el Ministerio de Hacienda para pagar a los proveedores.